InicioInformacionesNacionalesOla de calor: Paraguay se volvió más caluroso desde el 2020 en...
spot_img

Ola de calor: Paraguay se volvió más caluroso desde el 2020 en al menos 100 años

Paraguay comenzó a romper récords de calor sistemática y frecuentemente en los últimos cuatro años con respecto al clima histórico registrado en más de 100 años, según un experto local. La recurrencia de eventos extremos será cada vez más frecuente, alerta. En el mundo ya hubo un aumento promedio de entre 1,3 y 1,4 grados de la temperatura por encima de los niveles del siglo XIX, según expertos internacionales.

“Con los fenómenos de El Niño y La Niña, desde el 2020 se rompieron todos los récords del siglo pasado, tanto récords diarios como históricos”, sostuvo Eduardo Mingo, de la Dirección de Meteorología e Hidrología.

Comentó, además, que es importante analizar el caso de las temperaturas mínimas ante días calurosos o con frentes de calor, ya que señaló que “a veces amanecíamos con 28 grados”, una situación que anteriormente no se registraba.

“En ocasiones, la gente no se fija tanto en la temperatura mínima de un día de calor. Eso significa que ahora ya no se puede dormir sin aire acondicionar. Es decir, antes bajaba por la noche la temperatura y había un cierto fresco nocturno. Ahora, en cambio, las mínimas son muy altas, además de batirse récords con las máximas”, enfatizó el meteorólogo.

El experto aseveró, además, que se está viviendo una “tendencia alcista de la temperatura”, ya que Paraguay comenzó a romper récords de calor de manera sistemática y frecuente desde el 2020, en especial, con respecto a los datos históricos de este siglo y del pasado.

¿Qué es una “ola de calor”?

Una “ola de calor” es el “periodo inusualmente caluroso”, con gran impacto sobre aspectos socioeconómicos del país, según la Dirección de Meteorología e Hidrología.

Por su parte, la Organización Meteorológica Mundial define a la “ola de calor” como un calentamiento o invasión de aire muy caliente sobre una zona extensa que podría durar días a unas semanas.

ola de calor.png

Y para ser más específicos, Meteorología puntualiza que la “ola de calor” es particularmente un periodo de al menos tres días consecutivos o más, donde las temperaturas máximas y mínimas diarias, se encuentran por encima de un umbral establecido en una localidad.

Para determinar los nuevos récords de calor, Meteorología analizó sobre datos del siglo pasado hasta el actual, en un periodo comprendido de 1981 al 2010.

Los humanos viven los doce meses más calurosos en 125.000 años

El planeta se acerca a un umbral de calentamiento de 1,5 grados centígrados que podría implicar daños ecológicos irreversibles, según un análisis de la organización estadounidense Climate Central.

La Tierra atravesó en los últimos doce meses más calurosos de la era moderna, y quizás, los más calurosos en 125.000 años, según estimaciones de los expertos.

Los análisis de los expertos alertan que el planeta está muy cerca de llegar a un punto de referencia de calentamiento global que podría dañar irreversiblemente, si no destruir, ecosistemas enteros, que es el aumento de 1,5 grados Celsius a nivel global por encima de las niveles preindustriales.

La investigación de los expertos sostuvo que el aumento repentino del calentamiento este año elevó las temperaturas planetarias en un promedio de entre 1,3 y 1,4 grados Celsius por encima de los niveles del siglo XIX.

Eso también se traduce en que casi tres de cada cuatro personas experimentaron más de un mes de calor extremo, algo inusual en el pasado, pero que se volvió al menos tres veces más probable por el cambio climático causado por el hombre, según hallazgos de los científicos de Climate Central.

Causas del fenómeno

El registro de altas temperaturas, tanto en Paraguay y el mundo, sería como una consecuencia de múltiples factores, según explica Eduardo Mingo, de Meteorología.

“Se unen muchos elementos y variables, aunque a mí me gustaría hablar con una visión desde el equilibro. Es decir, estamos ante una condición donde la atmósfera misma trata de equilibrarse, por lo que atravesamos una crisis climática que puede llevar al cambio climático”, explicó.

En ese sentido, expuso que la atmósfera buscará responderá a diferentes impulsos o estímulos para equilibrarse.

Señaló que en esta fórmula, donde la naturaleza busca su equilibrio, el factor humano tiene algo de parte o culpa en el fenómeno climático.

“Nosotros también degradamos los ecosistemas y hábitats, e incluso, empeoramos nuestra propia calidad de vida por efecto del desarrollo”, comentó.

Considera que el clima actual es un efecto tanto atmosférico y de la influencia humana, aunque la atmósfera genera extremos muy intensos en busca de su equilibrio.

Se acortaron también los tiempos para los extremos climáticos, es decir, antes se observaba climas severos cada 10 y 15 años, mientras que ahora, cada vez se acorta el periodo de recurrencia de eventos extremos, entre ellos, las olas de calor.

“En los últimos cuatro años se vivió una seguidilla de récords de calor”, subrayó y puntualizó que el calentamiento global provoca que el clima “dispare los fenómenos extremos”, tanto del calor como del frío, así como las tormentas y otras situaciones severas.

Por su parte, el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC, por sus siglas en inglés), sostiene en un reporte que la quema de combustibles fósiles y el uso desigual e insostenible de la energía y las tierras durante más de un siglo “han provocado un calentamiento global de 1,1 °C por encima de los niveles preindustriales”.

“Como resultado, se han producido fenómenos meteorológicos extremos más frecuentes y más intensos que han generado impactos cada vez más peligrosos en la naturaleza y las personas en todas las regiones del mundo”, revela esta organización.

Desde el IPCC alertan que el aumento del calentamiento conlleva peligros que se agravan rápidamente.

“Las olas de calor de mayor intensidad, las lluvias más fuertes y otros fenómenos meteorológicos extremos exacerban los riesgos para la salud humana y los ecosistemas. En todas las regiones, el calor extremo está causando la muerte de personas. Se prevé que la inseguridad alimentaria y la inseguridad hídrica asociadas al clima se incrementarán debido al aumento del calentamiento”, expresa el comité internacional de expertos.

Fuente. UH

Más leídos

Otras informaciones