InicioNoticiasDeportesLa cuestionada México contra la revelación Venezuela
spot_img

La cuestionada México contra la revelación Venezuela

Pendiente del grado de lesión de su capitán Edson Álvarez, una selección mexicana cuestionada se mide este miércoles ante la revelación Venezuela, en un duelo para conseguir un billete para los cuartos de final de la Copa América de Estados Unidos.

El imponente SoFi Stadium, a las afueras de Los Ángeles, será el escenario de este partido igualado de la segunda jornada del Grupo B.

Los tres puntos para mexicanos o venezolanos les garantizarían una plaza en la próxima ronda y afrontar además la última jornada sin angustias, después de haber solventado sus primeros compromisos ante Jamaica (1-0) y Ecuador (1-2), respectivamente.

Edson Álvarez, de 26 años, en México todas las miradas están puestas en su gran capitán, luego de que se tuviera que retirar en camilla, entre lágrimas, tras sentir un fuerte pinchazo en la parte posterior del muslo izquierdo, en el debut de su país en la Copa América.

Desde entonces, absoluto misterio. La zona sigue inflamada y los servicios médicos del combinado tricolor aún no han dado un diagnóstico certero.

Los peores augurios hablan de que el centrocampista del West Ham inglés podría incluso llegar a perderse todo lo que queda de torneo, lo que supondría un duro golpe para todo el grupo.

Salvo milagro, no estará ante la Vinotinto la pieza central del equipo comandado por Jaime Lozano.

El lunes, el ‘Tri’ se ejercitó por primera vez en Los Ángeles. Los titulares contra Jamaica hicieron trabajos regenerativos y el resto, ejercicios de velocidad y centros y remates, según informó la federación mexicana en una nota.

Ni una pista sobre el estado de salud del ‘Machín’, que aterrizó en la ciudad californiana con muletas.

El segundo rompecabezas es saber quién es el más adecuado para ocupar su lugar en el once titular. Las opciones más plausibles serían Luis Romo o Érick ‘El Chiquito’ Sánchez.

Todo ello en un contexto enrarecido. México ganó a Jamaica y gracias. Fue una victoria sufrida y una actuación más que discreta frente al supuesto rival más fácil del grupo.

Por el contrario, las sensaciones de Venezuela son radicalmente distintas. La moral de los sudamericanos está por las nubes después de firmar una inesperada remontada ante Ecuador, que jugó con uno menos prácticamente todo el partido tras la expulsión de Enner Valencia.

El cuadro dirigido por el argentino Fernando Batista continúa sorprendiendo. No en vano, la Vinotinto es cuarta en las eliminatorias suramericanas para el Mundial de 2026, por delante de la todopoderosa selección brasileña.

Y es que el fútbol venezolano crece sin pausa desde hace varios años, especialmente desde que la selección nacional fue finalista en el Mundial sub-20 de 2017, cuando perdió el título ante Inglaterra.

La confianza es tal que el extremo Eduard Bello dijo ante los periodistas que la clave para una nueva victoria radica en “mantener esa solidez” a nivel de juego que mostraron frente a la Tri.

Bello juega en el Mazatlán de la Liga mexicana y advirtió que la selección de ese país “siempre es un equipo fuerte”, aunque ahora no esté atravesando un buen momento.

Fuente. D10

Más leídos

Otras informaciones